SÍNTESIS: Interconexiones entre el cine y el arte contemporáneo Sesión 3. Cómo la institución integra la imagen en movimiento

Por Aline Nicolas

Esta mañana se realizó la sesión 3 de Síntesis: ¿Cómo la institución integra la imagen en movimiento? La mesa estuvo compuesta por: Hubertus von Amelunxen, teórico, curador y artista; Ruth Estevez, Curadora en Jefe del Centro Artístico RedCat, CalArts, Los Ángeles; Jaap Guldemond, Director de exposiciones y curador del Film Museum EYE (Holanda); Josh Siegel, curador del departamento de cine del MoMA (Nueva York); y Amanda de la Garza, maestra en Historia del Arte-Estudios Curatoriales y curadora asociada del MUAC, quien fungió como moderadora del evento.

La plática giró en torno a cómo integrar la imagen en movimiento en un espacio distinto al cine, y a la problemática a la que se han enfrentado como curadores al interponer diferentes manifestaciones artísticas en un mismo espacio. Cada uno de ellos, expersó su punto de vista en torno a esta cuestión. 

Ruth Estevez abordó la importancia de la temporalidad en el arte y el cine. Señaló que la temporalidad de una escena (sin movimiento) y el  trabajo cinematográfico no es la misma. Por su parte, Josh Siegel compartió con el público que el MoMA está por expandirse próximamente, ya que la idea es integrar las distintas manifestaciones dentro de las galerías a modo que se entretejan a lo largo del museo. Al respecto comentó: “el MoMA está reevaluando el canon sobre el arte moderno. Reconociendo que hay muchos artistas que fueron omitidos de ese canon. Ahora buscamos multiplicidad”.

Algunas otras problemáticas presentes al incluir imágenes en movimiento en exposiciones, se da por el tipo de formato que tienen de origen. A pesar del poco apoyo que al principio recibieron los curadores con ésta propuesta de incluir al cine dentro de galerías de arte, Amanda de la Garza señaló que los museos de arte contemporáneo les están abriendo las puertas al considerar la propuesta como algo importante. Jaap Guldemond comentó que al frente del EYE, de Holanda, ha estado interesado en incluir este tipo de experiencias con cineastas. Citó el caso del realizador Béla Tarr al cual tuvo que convencer para que accediera a montar una exposición. Comenta que fue un camino largo en el que tuvieron que llegar a un concenso, pero que el proceso fue muy enriquecedor y el resultado muy interesante.

Por su parte, Hubertus von Amelunxen consideró al factor económico como un elemento que incide en la decisión del cineasta para llevar su trabajo a una exposición ya que ahora los cineastas ya no reciben tantos apoyos. Citó el ejemplo de Harun Farocki, quien en sus últimos años se integró cada vez más a las galerías. Pero lo que Amelunxen quiso resaltar fue que la cuestión no es tanto cómo integrar la imagen en movimiento, si no que se trata de una pregunta más general: Cómo respetar el dispositivo de la obra de arte, así sea un musical, una pintura, una fotografía, ya que todos tienen un dispositivo tiempo-espacio específico.  “Antes de exhibir algo tienes que pensar en el dispositivo, y después puedes pensar cómo relacionar los distintos medios para que puedan dialogar entre ellos”, concluyó.